jueves, 26 de febrero de 2015

EXPEDIENTE OVNI: El Incidente Keckburg

El siguiente caso de nuestro expediente nos traslada a la localidad de Keckburg (Pennsilvania, EE.UU.) donde el 9 de diciembre de 1965 una gran bola de fuego fue vista por miles de personas en por lo menos seis estados de los EE.UU. y en la provincia canadiense de Ontario. Pasó fugazmente sobre el área de las ciudades de Detroit (Míchigan) y Windsor, supuestamente arrojando restos de metal caliente sobre el estado de Míchigan y el norte del de Ohio. La prensa generalmente asumió que se trataba de un meteoro, y así lo informó en esos días (descartando otras alternativas como un avión estrellado, un misil errante o basura espacial proveniente de un satélite artificial). Sin embargo, varios testigos oculares afirmaron que “algo” se había estrellado en los bosques cercanos ¿Qué era ese objeto visto por tantas personas? En este caso y como en pocas ocasiones sucede, hubieron una gran cantidad de testigos que pudieron divisar un objeto envuelto en llamas que bajaba a una velocidad impresionante y que se estrelló en dicho bosque. Algunas personas, tras ver esa enorme luz recorriendo los cielos no dudaron en acercarse corriendo al lugar del impacto para ver que era aquello. Varias testigos aseguraron que se trataba de un objeto en forma de campana o bellota, de un color naranja brillante o bronce, el cual emitía una luz azulada que se encendía y se apagaba, además, estaba rodeado de un aro dorado con inscripciones parecidas a los jeroglíficos egipcios por lo que nadie pudo traducirlos. John Murphy, empleado de la emisora WHJB, ante una serie de llamadas que recibió en su oficina de personas que habían visto el objeto llameante, decidió ir raudo al lugar del suceso para ver si podía conseguir información de primera mano. Al llegar al lugar donde había impactado el objeto, divisó lo que parecía ser una enorme bellota de casi 3 metros, color bronce y extrañas inscripciones. Aún así se dio tiempo para tomar algunas fotos del objeto y entrevistar a testigos, pero enseguida la zona se llenó de militares y el lugar quedó completamente acordonado. Si bien el informe oficial señaló que en aquel lugar “no sucedió nada, ni se encontró ningún objeto”, varios testigos presenciaron la llegada de un camión militar, que cargo aquella enorme nave en forma de bellota en su parte trasera, el cual fue tapado rápidamente con numerosas lonas. Otras fuentes apuntan que quizás trato de “un meteorito” o “una sonda rusa”, pero lo que aseguraron una multitud de testigos es que mientras aquel objeto caía a una velocidad trepidante, de repente, empezó a frenar y de golpe cambió bruscamente su trayectoria, como si estuviese siendo controlado, demostrando con ello que no podía ser ninguna de las anteriores. En cuanto a John Murphy, quien con las entrevistas y las fotos que había sacado estaba trabajando en un artículo plagado de información y detalles, fue conminado por los federales a no publicarlo y todo este caso, como tantos otros, quedó en el más completo misterio. Pero, ¿esta nave en forma de bellota o campana no les recuerda a ustedes otro objeto también muy conocido y anterior al de Kecksburg? ¡Exacto! El proyecto “Die Glocke” o también llamada “La Campana Nazi” (al cual por cierto ya le dedicamos una entrada el 6 de noviembre del 2014). Como sabéis, fue un proyecto ultra secreto del III Reich, que estaba bajo el mando del General de las SS Hans Kammler, un brillante científico que había estado involucrado también en el desarrollo de los temibles misiles V-2, aviones reactores y OVNIS nazis, entre otros alucinantes proyectos. Die Glocke estaba hecha de un metal especialmente pesado, tenía forma de campana y estaba encadenada al suelo. Medía 4 metros de alto, por 3 de diámetro, en su parte frontal llevaba el símbolo nazi, y en su parte baja tenía dos anillos antirrotatorios que dejaban entrever un líquido plateado, similar al mercurio, pero que al girar los anillos, se volvía morado brillante. Se dice también que éste líquido era extremadamente radiactivo y muy peligroso. Tanto la campana nazi como el OVNI de Kecksburg tenían una serie de inscripciones de un lenguaje desconocido y extrañamente la forma de ambos objetos era idéntica. Todo hace pensar que este último era el resultado del desarrollo del proyecto de la campana nazi. De hecho, la hipótesis más probable de todas es que tanto Hans Kammler como Die Glocke acabaron en las bases secretas del gobierno estadounidense, protegidos con el máximo secreto, dentro de la “Operación Paperclip”. ¿Qué eran estos objetos? ¿En qué lenguaje estaban esas inscripciones? ¿Podría ser el OVNI de Kecksburg un modelo más avanzado de la campana nazi que desapareció junto con su inventor al finalizar la Segunda Guerra Mundial? Muchas incógnitas quedan en el aire, pero visto lo visto estos dos objetos parecen tener relación directa. En el 2003 SCI FI Channel patrocinó un estudio científico del área y el hallazgo más significativo fue una línea de árboles dañados que indicaban que lo que algunos testigos vieron era real, y aún más las muestras de 3 núcleos dataron el daño en 1965, lo que provee evidencia física de que algún objeto volador cayó y choco a través de los árboles y contradice la versión de los militares, quienes aun afirman “que no encontraron nada”.¿Algún día sabremos la verdad?

jueves, 19 de febrero de 2015

MARTE: La obsesión científica por el Planeta Rojo

A finales del siglo XIX, un astrónomo italiano, Giovanni Schiaparelli, descubrió con su telescopio una densa red de líneas sobre la superficie de Marte que él describió como “canales”. El hallazgo despertó las especulaciones sobre la posibilidad de que el Planeta rojo albergara vida, incluso quizás inteligente. Uno de los más entusiastas con esta idea fue otro astrónomo, Percival Lowell, estadounidense, quien dedicó años a observar el planeta hermano para llegar a la conclusión de que esa inmensa estructura era artificial, la colosal obra de unos ingenieros marcianos que redistribuían el agua desde los casquetes polares a las latitudes medias más secas, y seguramente más pobladas, del planeta. La razón era que esta civilización estaba agotando sus recursos hídricos. Lowell escribió un tratado llamado “Marte como morada de la vida” (1909) en el que advertía del inminente final de tal civilización que agonizaba de sed y luchaba contra la desertización. Pero la audaz propuesta de Lowell terminó por desmoronarse como un castillo de naipes cuando las primeras sondas espaciales sobrevolaron el planeta. La Mariner 4 mostró lo que había en realidad: una superficie desierta, sin atisbo de vida, al menos a simple vista. En el 2003, la Mars Odyssey detectó, por primera vez, pequeñas partículas de agua helada, confirmadas “in situ” algunos años después por la misión Phoenix. Sin embargo, hay que reconocerle a Lowell un acierto. Marte sí se enfrentó a una catástrofe de algún tipo que hizo que se secara. Hace miles de millones de años, el agua fluía en abundancia por la superficie del planeta, pero algo ocurrió que hizo que desapareciera, lo que sigue siendo un misterio para los geólogos planetarios. Lo que queda es un poco de hielo en los casquetes polares y una minúscula cantidad de vapor de agua en su atmósfera. Pero bajo la superficie podría ser diferente. El famoso divulgador científicos Neil deGrasse Tyson y el escritor especializado en astronomía Donald Goldsmith explican en su último libro “Orígenes” (Paidós) que si la mayor parte del agua de Marte no se evaporó en el espacio, es probable que se encuentre bajo tierra. Las pruebas son que los grandes cráteres de la superficie marciana son más susceptibles que los pequeños de exhibir restos de barro en los bordes. Y estos cráteres son más habituales en las latitudes polares, frías. “Según estimaciones optimistas del contenido en hielo del permafrost marciano, la fusión de capas subsuperficiales de Marte liberaría agua suficiente para que el planeta tuviera un océano global de decenas de metros de profundidad”, recuerdan los autores. Por eso, deGrasse Tyson y Goldsmith consideran que la búsqueda de una vida presente o pasada en Marte debe realizarse sobre todo bajo la superficie, en regiones donde sea posible perforar la superficie en busca del elixir de la vida. Según un artículo publicado por unos investigadores en 2012 en la revista Geology, existen sólidas evidencias que indican la existencia de enormes reservas subterráneas de agua en Marte. El hallazgo refuerza la idea de que el Planeta Rojo puede, o pudo en algún momento, albergar vida. Y eso aumenta las probabilidades de establecer colonias humanas en un futuro próximo.Quizás los auténticos canales sobre la superficie de Marte las hagamos nosotros algún día.

jueves, 12 de febrero de 2015

REINO UNIDO: Descubren una extraña esfera de metal que podría ser una 'semilla' alienígena

Una noticia dada a conocer esta semana por The Daily Express indica que, tras analizar un minúsculo objeto esférico de metal recogido por un globo estratosférico, científicos británicos sugieren que podría tratarse de un microorganismo deliberadamente enviado por extraterrestres para 'sembrar' vida alienígena en la Tierra. En efecto, la Universidad de Buckingham ha informado que una minúscula bolita de metal ha sido descubierta por el astrobiólogo Milton Wainwright y un equipo de investigadores que examinaron polvo y escombros del espacio recogidos por un globo en la estratosfera de la Tierra. Lo que mas ha sorprendido a los científicos es que pese a su pequeñez, haya podido resistir las duras condiciones del espacio. "Nos quedamos impresionados cuando vimos el análisis de los rayos X que demostró que la misteriosa esfera se compone principalmente de titanio y vanadio” dijo Wainwright. Asimismo, posee una materia filamentosa en su superficie y un material biológico viscoso que pareciera salir del centro de la esfera, el cual podría ser infeccioso. Sin embargo, Wainwright va más allá y sugiere que dicho hallazgo podría revelar un propósito mucho más siniestro. En efecto, evocando imágenes – tal como lo advirtió HG Wells en su novela La Guerra de los Mundos - esta clase de semillas podrían haber sido diseñados deliberadamente y enviados a la Tierra con el propósito de infectar el planeta” aseveró. "A menos que, por supuesto, podamos encontrar detalles de la civilización que se supone la ha enviado con ese propósito, es probable que sea una teoría imposible de demostrar" admitió. “Por el momento, estamos contentos con decir de que la esfera de titanio que contiene vida provino del espacio, posiblemente de un cometa. Y ahora que la NASA está enviando un globo a la estratosfera para buscar vida alienígena, esperemos que obtengan los mismos resultados que nosotros” puntualizó. No es la primera vez que se encuentran dichas esferas de metal en nuestro planeta. Es conocida la historia de esferas de mayor tamaño halladas en las laderas de una colina cerca de un lago en Sudáfrica, que aparentemente tienen una historia de 2.800 millones de años. Algunos creen que son reliquias de una civilización prehistórica. Sin embargo, cabe preguntarse ¿quién hizo estas bolas de metal y con qué propósito fueron hechas? Así como aquellas esferas, la descubierta esta semana tiene un origen desconocido.

lunes, 9 de febrero de 2015

2015: ¿Que sorpresas nos depara el Año de la Cabra?

A diferencia de Occidente, los chinos celebran el Año Nuevo recién este 19 de febrero y estará dedicado a la cabra.¿Y quiénes son cabra en el Horóscopo chino? Las personas nacidas en 1931, 1943, 1955, 1979, 1991, 2003 y 2015 vivirán bajo este signo. ¿Y cómo son? Ellos suelen ser generosos, cariñosos y comprensivos, con ganas de ayudar a los demás sin preocuparse por sus debilidades. Sin embargo, les cuesta expresar sus verdaderas emociones, es difícil descubrir que es lo que pasa en su interior. Con gran tendencia a soñar despierta, la cabra necesita sentir apoyo y una guía para poder dedicarse a lo que verdaderamente les entusiasma, vagar en su mundo interior de fantasías. Inseguro, necesita sentirse amada y en un ambiente protector. Su necesidad de llamar la atención, hace que resulte insoportable con su perorata sobre su infortunio e infelicidad, estrategia que utiliza con gran frecuencia para cautivar a los demás y manejarlos hacia sus pretensiones. Caprichosa y exigente es muy difícil satisfacerla. La Cabra tiene condiciones innatas para lo artístico y creativo, con gran talento para la estética y las formas. Suelen dedicarse al diseño o a la pintura donde puedan desarrollar su potencial para crear cosas hermosas. Son muy cuidadosas en su accionar, siempre piensan en no hacer daño a los demás, pero también encierran una gran timidez por miedo a no estar a la altura de las circunstancias. Carece de organización y método, desperdicia mucho tiempo y energías; puede llegar al extremo de verse en el apremio de tener que trabajar sin descanso incluso de noche para poder cumplir con sus obligaciones. Angustiada siempre encontrara quien le ayude. Sufre con los cambios y los imprevistos, le asusta no estar preparada; busca la tranquilidad y la paz del monte. Huye de las confrontaciones y no puede tomar decisiones que impliquen grandes responsabilidad y compromiso. No soporta la disciplina, las reglas y la critica, puede caer en un pesimismo desolador. Sus bemoles son el desorden, su autocompasión que a veces es desesperante, su excesiva emotividad, el dejarse influir por los demás, su acritud inalterable y soñadora siempre en otro mundo para huir de la realidad. Las cabras son compatibles con el tigre, el caballo y el cerdo pero deben mantenerse alejadas de los búfalos. Los colores para atraer la suerte este año son el rojo, el verde y el púrpura.

jueves, 5 de febrero de 2015

DEBEMOS ESTAR PREPARADOS: ¿Cómo cambiaría el mundo si se encuentra vida extraterrestre?

Históricamente hemos fantaseado, especulado o probablemente documentado un encuentro entre humanos y extraterrestres. Existen cientos de películas, programas televisivos, novelas de ciencia ficción y otros, que se refieren a esa posibilidad, imaginando las posibles implicaciones e interacciones entre un ser humano y un ser de otro planeta. Sin embargo, pocas veces nos hemos detenido a reflexionar sobre cuáles serían las consecuencias sociales, políticas, económicas y, sobre todo, científicas de que este encuentro finalmente se concertara (o, para aquellos que aseguran que ya se han registrado varios de ellos, se oficializara). Steven Dick, quien acaba de completar un período al frente de la cátedra de astrobiología Baruch S. Blumberg de la NASA y la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos, lleva tiempo investigando sobre las potenciales consecuencias de este encuentro en la forma en que entendemos el mundo. A su juicio, no es necesario que se traten de seres alienígenas de avanzada tecnología como se podría esperar, incluso el descubrimiento de microbios supondría un cambio profundo de la ciencia. "Incluso si encontramos únicamente microbios, tendría un gran efecto sobre la ciencia, especialmente la biología, por la universalización de la biología", dijo. "Sólo tenemos una biología en la Tierra. Todo está relacionado. Todo está basado en el ADN. Si encontramos un ejemplo independiente en Marte o Europa, tendremos la oportunidad de formar una biología universal" aseveró. Antiguo historiador de la NASA y autor de varios libros sobre la vida fuera de la Tierra, Dick señala que incluso las posibilidades de encontrar fósiles extraterrestres podrían cambiar nuestros puntos de vista, como el debate en curso sobre el ALH84001, un meteorito marciano encontrado en la Antártida con estructuras internas que podrían estar vinculados a actividad biológica."He escrito un libro sobre el descubrimiento en la astronomía, y es un proceso prolongado" señaló Dick. "Tienes que detectar algo, hay que interpretarlo, y se necesita mucho tiempo para entenderlo. En cuanto a la vida extraterrestre, la roca de Marte demostró que podría tomar un largo periodo de años para entenderla". En su último año en la Biblioteca del Congreso, Dick pasó tiempo en busca de ejemplos históricos (así como analogías históricas) de cómo la humanidad podría tratar con el primer contacto con una civilización extraterrestre. La historia demuestra que el contacto con nuevas culturas puede ir en muy distintas direcciones. Por ejemplo, el tratamiento inicial que los antiguos americanos dieron a los españoles calificándolos de “dioses”, se cita a menudo como ejemplo de lo equivocado que puede ser el primer contacto con seres de los cuales no conocemos sus verdaderas intenciones. A medida que Dick amplió su conocimiento sobre el potencial impacto cultural de inteligencia extraterrestre, invitó a otros académicos para presentar sus hallazgos juntos. Dick presidió un simposio de Astrobiología denominado "Preparación para el Descubrimiento", que tenía la intención de abordar el impacto de la búsqueda de cualquier tipo de vida fuera de la Tierra en el cual ha propuesto una especie de protocolo diplomático previendo tal encuentro, e incluso ha acuñado el término astro-ética. Y es que aunque para muchos parecerá descabellada su propuesta, lo cierto es que todo apunta a que pronto podríamos, finalmente y de manera oficial, encontrarnos con vida fuera del planeta, y muy probablemente esta se manifieste de una forma completamente distinta a la nuestra. ¿Estaremos preparados cuando llegue el momento?
Loading...